El primer día de clase

La vuelta al coleEn estas semanas iremos volviendo a clase los equipos docentes, las familias y el alumnado. Para los tres colectivos es una época difícil, muchos con la angustia de no saber qué es eso de un colegio, pero le han dicho que es muy importante y vital para ser mayor. Hoy nos centraremos en este último colectivo de personas que llegan de nuevas a un cole y que cada vez llegan más mayores ahora que no todo el mundo se puede permitir una guardería. Veremos cómo tratar estos días de antes (aunque para Valencia lleguemos tarde).

Lo primero que deberíamos hacer es ponernos en contacto con el centro. El hecho de que se vea interés está de mostrado que mejora las expectativas del profesorado y a la larga mejora los resultados del alumnado. Antes de ir al colegio debemos ir concienciando a nuestr@ hij@. Hay muchos centros donde se hacen fiestas los días antes para que se conciba como un espacio lúdico el centro, y nuestro trabajo debe ser en paralelo al del centro.

Al menos, deberemos pasar por delante del colegio unos días antes y contarles lo bien que se lo pasarán, incluso jugar un poco delante. En el caso que se pueda es interesante que vayan conociendo a su nuev@ seño y que si tienen amig@s en el centro vayan jugando con ellos para que el primer día tengan esas referencias de apoyo. Buscando una forma de transición hay centros en los que se permite a las familias estar durante los primero días e ir saliendo del aula. De hecho, en las comunidades de aprendizaje las familias se implican en la marcha del centro y el alumnado ve el centro como un espacio más del ámbito familiar, ya que puede que su madre/padre acabe colaborando en su aula o que le deje y esté haciendo alguna cosa en un aula cercana.

La vuelta al cole 2Sobre todo lo que debemos recordar es que un colegio es un lugar maravilloso donde se va a aprender a hacer nuestros sueños realidad (que es en realidad lo que significa hacerse mayor). Por tanto, si estamos llevando a nuestras criaturas a aquel sitio donde los sueños se hacen realidad, debemos mandarles a dormir a una hora prudente la noche antes, despertarles con la alegría que se merece la ocasión y despedirles con el beso y la sonrisa que deberíamos darles como si fueran a recoger el mayor billete de lotería de la humanidad que es la educación, porque principalmente lo que más influirá es que cuando llegue el momento de la separación para que entre en clase nos vayamos sonriendo y confiad@s del maravilloso lugar en que se quedan y se lo transmitamos.

También puede interesarte las habilidades sociales en los niños.

Enoc Montalvà

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s